Bomberos de La Matanza pusieron en venta su cuartel por un embargo de la AFIP

“Estamos en riesgo de no poder brindar más el servicio”, admitió el jefe de bomberos a #BORDER. Tienen una deuda de más de 70 millones de pesos con la AFIP y casi 30 millones más con proveedores. El ente recaudador los embargó e inhibió. El sistema operativo, al límite.
El cuartel de bomberos de La Matanza, en peligro de cierre
Créditos: El cuartel de bomberos de La Matanza, en peligro de cierre
Por: Gonzalo Bañez Villar @gonzabanez

En medio del drama por los fallecimientos y la crisis económica generada por el coronavirus en la zona del AMBA, se suma una nueva preocupación para los vecinos de La Matanza: los bomberos del municipio tuvieron que poner a la venta que mantienen con la AFIP y con proveedores. El ente recaudador les aplicó un embargo y una inhibición.

Es una situación dramática, estamos en riesgo de tener que terminar con el servicio”, alerta en exclusiva a #BORDER el jefe de bomberos de La Matanza, Gustavo Cid. La decisión de vender el histórico edifico que se empezó a construir en 1941 y que desde 1946 es ocupado por los bomberos del distrito responde a la apremiante situación financiera que mantienen.

Números en rojo

Tal como informaron desde el propio servicio de bomberos, tienen deudas por más de $70 millones con la AFIP, $30 millones con proveedores y casi otros $30 millones con el sindicato UTEDyC. Además, corren con el peso de tener que pagar los servicios como la luz, el agua, el gas y hasta el IVA de los insumos que compran para trabajar.

  La verdad de Silvia que enfurece a los K y a la izquierda

Las deudas comenzaron a acumular la insostenible situación actual desde 1993, cuando empezaron a incumplir con el pago de los aportes a los empleados. Los saldos impagos y los intereses acumulados hicieron de estos pasivos una bola de nieve.

Veníamos mal y para colmo en 2006 tuvimos una intervención del municipio que nos terminó de hundir, nos dejaron con una deuda muchísimo mayor a la que teníamos”, explica, angustiado, Cid. Dicha intervención finalizó, según explica, a fines de 2016 tras una denuncia penal contra el por entonces jefe del servicio por una estafa de por medio.

 

Un servicio elemental

El edificio que en las últimas horas se puso a la venta es el del cuartel central de bomberos de La Matanza, el municipio más grande y populoso del Conurbano. Tiene, además, otros 5 destacamentos, pero que no cumplen las mismas funciones que la sede central.

La realidad es que no podemos cerrar, no podemos dejar una zona tan importante sin cuartel”, se lamenta Cid en declaraciones para este artículo. Luego, agregó: “imagínate que acá tendríamos que tener al menos 3 cuarteles, pero tenemos uno. Si llegamos a cerrar vamos a tardar por lo menos media hora para traer una autobomba desde Tapiales, es una locura”.

  Prince: El Príncipe en su laberinto

La oferta para la venta no sólo abarca al edificio central sino también a tres casas aledañas al mismo, que son propiedad de los bomberos. La cifra total por la que se puso a la venta la propiedad supera los 2.5 millones de dólares. “Con esa plata podríamos saldar las deudas y empezar de cero”, repite Cid.

Después de más de 70 años en el lugar, un servicio tan esencial como es el de los bomberos debería buscar una nueva locación que tenga la disponibilidad de servicios necesarios para semejante actividad.

La realidad económica también golpea a los servicios más esenciales como estos. Ellos mismos reconocen que es difícil pagar los sueldos y los aportes de todos los empleados. “Desde hace más de un año venimos reclamando la tasa municipal que la Matanza nos debe”, recalca el jefe de bomberos Cid. Es una tasa municipal de 7,5% que, tal como denuncia, se le cobra a los habitantes del distrito para entregar entre policías y bomberos, pero que ellos nunca recibieron.

  El colmo: todavía no hay estadísticas oficiales de violencia de género

Tal complejo es el balance financiero de la institución que por mes, aproximadamente, tienen un déficit que asciende a más de $2.500.000. A eso se le suma que tienen que seguir pagando los impuestos de los servicios como luz, agua, electricidad, y el IVA de cada uno de los insumos que compran para mantener la actividad, según denuncian desde el departamento de bomberos.

Todo esto hace que la deuda no deje de aumenta. “Hay un montón de cosas que están mal. Nosotros no queremos hacer esto pero no tenemos opción, con esta situación nos obligan a desprendernos del cuartel”, finaliza la conversación con #BORDER el bombero Cid.

Suscribite a nuestro newsletter
* Recibirás emails de cada publicación semanal
Notas relacionadas
Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.
Con tu suscripción al Newsletter de Border Periodismo recibirás emails de cada publicación semanal.
* Recibirás emails de cada publicación semanal