Una parte del oficialismo pidió la renuncia de Aníbal Fernández luego del ataque a la vicepresidente

Desde La Cámpora y el Instituto Patria señalaron que el ministro de Seguridad "no está a la altura de las circunstancias".
Aníbal Fernández
Créditos: Aníbal Fernández
Por: #BorderPeriodismo

Al pasar las horas de la noche de este jueves, varios importantes dirigentes del oficialismo responsabilizaron al ministro de Seguridad, Aníbal Fernández, por descuidar a la vicepresidente permitiendo que una persona armada se acercara tanto, hasta el punto de gatillarle a la cabeza.

La primera en salir al cruce con Aníbal fue la titular de Madres de Plaza de Mayo: «Con el derecho que me dan los 45 años de lucha ininterrumpida, luchando por defender a la gente que amo, por inepto y descuidado exijo la renuncia de Aníbal Fernández», lanzó enfurecida Hebe de Bonafini. Y cerró: «Ojalá muchos me acompañen para lo mismo, porque no supo cuidar a la vicepresidenta«.

Leé también: Ataque a Cristina Kirchner: todo sobre el agresor y el repudio público de los políticos

La exigencia de Bonafini se trasladó al núcleo del kirchnerismo, desde el entorno más cercano a la vicepresidente como lo son los militantes de La Cámpora, a miembros destacados del Instituto Patria.

También se sumó aunque más cauteloso, Juan Grabois quien dijo que se iría del bloque kirchnerista hace apenas unos días, no obstante lanzó un tweet  en muestra de apoyo a Cristina Kirchner: «La protegió Dios. La policía no. Ahora nos toca a nosotros cuidarla».

  Tras las idas y vueltas, Alberto Fernández irá a la Cumbre de las Américas

Horas más tarde en la misma red social alentó a los militantes a manifestarse en este feriado decretado por el Presidente. «POR ELLA, POR LA PATRIA. Cristina somos Todos 12hs Concentramos en el Obelisco», informó.

Sin medirse, Oscar Parrilli también se sumó al pedido de desplazamiento de Aníbal e indicó: «Tiene que haber un replanteo de toda la manera en la que ella se contactaba con la gente, a ella le hacía muy feliz esto, pero pone un interrogante de cómo tiene que seguir. Tiene que haber cambios, desde ya va a tener que traer consecuencias para el futuro y un cambio en muchas de las conductas y maneras en las cueles ella se mueve», concluyo.

Recordemos que el ministro de Seguridad de la Nación es el responsable del manejo de la Policía Federal, fuerza encargada de custodiar y resguardar a la vicepresidente. Es por ello que, se señala como responsable a Aníbal Fernández, este descuido de sus fuerzas facilitaron el aproximamiento del agresor a Cristina Kirchner.}

  Cristina Kirchner tuiteó tres veces más sobre su situación judicial que sobre la pandemia

La tensión por el manejo de las fuerzas y el resguardo de la integridad de la expresidente viene siendo un punto muy central entre los conflictos del oficialismo y la oposición. La semana pasada el kirchnerismo criticó la gestión de Horacio Rodríguez Larreta por la colocación de vallas en la esquina de Juncal y Uruguay.

Leé también: Amalia Granata descreyó lo sucedido contra CFK y pidieron removerla de su banca

En medio de estos cuestionamientos e idas y venidas, el último sábado se intensificó el debate debido a que Máximo Kirchner denunció haber sido agredido por policías porteños. El hijo de la vicepresidente quería traspasar el vallado policial, pero los efectivos se lo impidieron porque detrás de Máximo había, al menos 50 violentos militantes, según argumentaron las fuerzas al día siguiente.

Por otra parte, con el diario del lunes, los dirigentes kirchneristas aprovecharon para hacer uso de los pasados sucesos y no tardaron en relacionarlos con el intento de atentado contra Cristina.

  El gesto del nuevo ministro de Educación con la biblia que se hizo viral

Desde Luis D’Elía a Alberto Fernández responsabilizaron a los medios de comunicación por generar odio. El Presidente comunicó este pedido de clamor por parte de los periodistas a través de la Cadena Nacional que realizó a medianoche y, por su lado, Luis D’Elía lo comunicó en Twitter.

«La Bersa es de Lanata. El cargador es de Leuco. Las balas son de Feinmann. La mira es de Joni Viale. La empuñadura es de Majul. El cañón es de TN. La portación es de Echecopar. El gatillo es de LN+. La instigación es de Clarín. El plan es de la Embajada. El brasileño es un perejil«, lanzó el piquetero.

Es importante destacar que los periodistas y medios señalados por D’Elía se solidarizaron con la vicepresidente y se midieron a la hora de comunicar, apoyándose únicamente en la información que fue surgiendo al pasar las horas.

 

Además:

No hay feriados para los padres : «Mi día es 23 horas de luchar y 5 minutos de felicidad total»

Suscribite a nuestro newsletter
* Recibirás emails de cada publicación semanal
Notas relacionadas
Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.
Con tu suscripción al Newsletter de Border Periodismo recibirás emails de cada publicación semanal.
* Recibirás emails de cada publicación semanal